La clan que durante anos de vida prostituyo hembras en el barrio de La Merced asi­ como como terminaron sus integrantes

A lo largo de anos, 2 de las hermanos y no ha transpirado la madre aterrorizaron desplazandolo hacia el pelo prostituyeron mujeres en el popular barrio de La Merced, en Ciudad de Mexico, aunque las integrantes pagaron de la deficiente forma

Mario Garfias seri­a extremadamente claro: “A las chicas les decia que yo las iba a procurar distinta, que las queria, que las iba an amparar desplazandolo hacia el pelo que De ningun modo les haria dano” y esa fue precisamente la tactica que uso a lo largo de anos para enganchar jovenes a las que el desplazandolo hacia el pelo su clan prostituian en el barrio de la Merced, uno de los mas tipicos en Ciudad sobre Mexico.

A Mario invariablemente le gustaron el permitirse y el dinero, 2 cosas que nunca podia adquirir igual que utilizado sobre un hotel sobre transito en el que limpiaba las cuartos que ensuciaban las fugaces clientes. En este punto fue en el que conocio las historias de prostitutas que cada hora llegaban con diferentes companeros.

Algunas frecuentemente llegaban con marcas en el cuerpo humano, victimas de los hombres que las regenteaban cuando no cubrian la contribucii?n minima diaria. Mario, como lo reconoce en un documental de BBC ambiente, les empezo a “hablar vistoso, a decirles que yo no las iba a tratar asi, que yo no les pediria tanto, No obstante terminaba tratandolas peor”. Con el fin de someterlas, las golpeaba con un bat de beisbol, todo el tiempo procurando nunca rozar la rostro “porque tenian que trabajar”.

Cuando no se daba abasto con las chicas que “le robe a otros padrotes” -llego a tener inclusive 3 en la misma zona-, acudio a la favorece sobre la estirpe asi­ como a de este modo recluto a su amigo inferior -en total eran cinco-, Enrique, y no ha transpirado a su origen, Esperanza, quienes llegaron a aterrorizar por el modo en la cual trataban a las chicas que prostituian, a las que llamaban “mercancia”.

“Llegue a robarme chicas en las calle a las que las agarraba y no ha transpirado me las llevaba en el hombro”, dijo Mario a la BBC. Al bat de beisbol al que llamo “Panchito” desplazandolo hacia el pelo cuando alguna de las chicas, varias sobre 16 anos, no cubria la cuota, les decia que era hora sobre “ver a Panchito” asi­ como las golpeaba en las extremidades inferiores, la espalda, las brazos asi­ como el trasero.

El corriente El estado publico, que de infundirles panico, eludir que huyeran desplazandolo hacia el pelo cumplieran con el empleo, las torturaba con pistolas sobre dardos asi­ como en la ocasion an una sobre ellas la ataron an una silla y no ha transpirado le colocaron cohetes en la cara.

Garfias llego a tener un lucrativo establecimiento que empezo y termino. Tambien de darle oficio a la parentela le generaba ganancias inclusive por USD 1.000 diarios a traves de unas 10 hembras y no ha transpirado chicas que atendian an en torno a de 20 usuarios al fecha.

En distintas entrevistas, Garfias desplazandolo hacia el pelo su clan ha senalado que crecieron en un ambiente en el que la furor contra la chica era una cosa normal. Confianza relato https://datingranking.net/es/wapa-review/ para la BBC que habia sido abusada sexualmente a las cinco anos por un vecino, despues sufrio la misma agresion por parte de familiares por lo que huyo sobre vivienda a los 12 anos para entrar a un espacio sobre cabarets y no ha transpirado prostitucion, en el que crecieron sus hijos.

A su unica hija la llevo por primera ocasion a un cabaret a los 13 anos de vida, “y le dije a mi hija: ‘tu vas an efectuar mi sucesora, no pense el dano que le estaba practicando en ese segundo. Eso no fue cualquier, la inicie en el alcohol sobre toma, toma, toma, no igual que si afuera mi hija sino igual que En Caso De Que externamente mi companera de trabajo”, expreso en el documental de la cadeneta britanica.

Cuando Mario empezo el local “me saco sobre la prostitucion de llevarme chicas”, la novia era la encargada de vigilarlas desplazandolo hacia el pelo darles de consumir, “de victima pase a ser victimario”.

Enrique se convirtio en el enganchador, principal cortejaba desplazandolo hacia el pelo enamoraba a las chicas y despues las secuestraba de prostituirlas en el establecimiento del amigo. Para terminar, un intento fallido de llevarse an una joven termino en una denuncia y no ha transpirado fue de este modo igual que las tres integrantes de la clan cayeron presos y han sido sentenciados a 18 anos de prision acusados de los delitos sobre corrupcion sobre menores, lenocinio, asociacion delictuosa, intento de corrupcion asi­ como privacion ilegal sobre la liberacii?n.

Al llegar a prision, las hermanos recibieron el trato que se da a los hombres acusados de delitos relacionados con el abuso desplazandolo hacia el pelo maltrato a las chicas, No obstante, como senala Mario el pesimo sobre los castigos es que la femina que lo iba a ver para llevarle dinero que lo ayudara a pagar las cuotas que se cobran en la carcel, termino prostituyendo a su hermana.

Una ocasion en prision, las 2 hermanos y la madre se convirtieron en cristianos renacidos, debido a su buen proceder y a cambios en el Codigo Penal Federal, salieron libres a las 11 anos.